martes, 28 de octubre de 2008

El tantra, aquel placer que nos hace feliz

Muchas son las historias sobre este tema. Algunos hasta lo tildan de una fantasía del oriente Talvez por creer que a la hora de estar íntimamente con alguien es de venir y hacer el mandado. Sin pasar por ciertos detalles que hacen que la relación sea mucho más placentera. Pero hablar del forplay no es este post. No señor, si no saben hacer su trabajo mijos, pues a cargar pilas por que sino…
Bueno esto no viene al caso. Simplemente les quiero compartir algo que hace un año tuve la oportunidad de experimentar cuando me enseñaron las técnicas de esta enseñanza y en algunas ocasiones pude llevar a cabo a la hora de tener ese intercambio corporal.
Seguir leyendo...
Pues lo que les puedo decir es que, tener una relación sexual, hacer el amor, one night stand, o como quieran llamarlo, usando una de las técnicas tántricas en el momento, ufff mami. Demasiado bueno para ser verdad. Pero hacerlo con la persona que estás y en repetidas ocasiones. ¡Jesús, María y José! Diría mi abuelita.
Y no les estoy hablando del tiempo de duración de uno o cuantas veces hacer que tu pareja llegue a tener orgasmos (aunque bienvenidos sean). Olvidémonos también de aquellos programas que salían en el canal infinito. Esto va un poco más allá.

Es hacer conectar cada sentido de tu cuerpo, volverte sensible y recordar que nuestro cuerpo es placer. Consentirlo y mimarlo. No sólo es la pura calentura como le dicen. Es un poco más allá. Qué suena fumado, claro que suena. Pero eso no le quita que se pueda lograr.
Es hablar del despertar los sentidos energéticos de nuestro cuerpo o chakras. Por medio del Kundalini. Y bueno, explicarlo es muy complejo. Si te interesa puedes leerlo aquí.

Algo que les pueda compartir es

*Concéntrense en sus respiraciones. Entre más profundas y largas sean al principio más ritmo tendrás. Alternarlas entre más cortas ventilan más tu cuerpo y las palpitaciones de corazón.
*Jueguen con los números a la hora de hacer las penetraciones. Invéntense un ritmo de penetración. Por ejemplo en cada múltiplo de tres la penetración más profunda. Y en cada par solo superficial. El cuento es encontrar ritmo.
*Utilicen cada parte de su cuerpo, hey no sólo dos partes interactúan a la hora de darte placer.
*Acaríciense, tóquense donde más sensibilidad hay. Vuelvan sensible la piel de su pareja.
*Hagan placentero el lugar donde estén. Recuerden que tener sexo o como le quieran llamar es un festín de sensaciones.
*Utilicen todas las esencias que hay. Aceites, por ejemplo dan muy buenos resultados.
*Y el mejor que les puedo dar, es de perder el miedo a la hora de hacerlo. Que se muestren tal y como son. Que el deseo los posea y actúen sus verdaderos deseos. Disfruten de las mordidas. Disfruten de las penetraciones. Disfruten de las miradas. Hagan lo que sea, pero sientan ese deseo que los posee.
*Masturbense mutuamente, si eres bueno haciendotelo tu mismo créeme que lo podrás dar sin ningun paro. O como suelen decir, si no te sabes dar placer a ti mismo, cómo quieres dárselo a tu pareja o a alguien más.
*Juega con diferentes posturas. La gente no cree que se puedan hacer. inténtalas. Así mantendrás la mente libre y desenfocada en la calentura.

Recuerden que esto no se trata de un placer fugaz. Es algo más.

Talvez algunos se puedan dar cuenta que me cae mal estar hablando mucho de sexo todo el tiempo. Pero creo que me gusta más hacerlo que estarlo hablarlo.
Así que si les sirven estos tips, ¡a la carga mis valientes! Y embriáguense de placer.

5 comentarios:

El Aguafiestas dijo...

Me voy a estudiar este tu post con más tiempo.

Wendy García Ortiz dijo...

Puchis Patío, se admira tu buena voluntad para compartir esos secretos que tenés bien guardaditos. A ver qué más hay por ahí! Jeje.

Abril dijo...

Bueno y aparte de estudiarlo con mas tiempo habra que praaaacticarlo!

LuisRo (P*!!!) dijo...

Aguafiestas: Léalo compañero, léalo siempre se aprende algo nuevo en la vida.

Wendy: Para eso se hizo la vida, para compartir. Y siempre van a ver sorpresas jejeje. Just wait 4 them!

Abril: Claro la práctica hace al maestro.

El Aguafiestas dijo...

¿Que no te gusta hablar mucho de sexo? JAJAJAJAJA